dilluns, 5 de maig de 2008

"Ser hombre" Pilar Morales Ibáñez

[Ara que la violència d'alguns homes ens avergonyeix a tantes i tants..., no està gens malament escoltar d'una dona, coses com aquesta]



Cuando miro a mi padre, siempre pendiente de sus hijas, y recuerdo la protección de su mano cuando escondía la mía, me siento orgullosa de los hombres.

Cuando recuerdo a mi abuelo, todo bondad hasta el último momento de su vida, quitándose la mascarilla de oxígeno para regalarme besos cuando ya le costaba respirar, me siento orgullosa de los hombres.

Cuando pienso en mi bisabuelo, de quién tantas bellas historias me han contado y de quién tanto aprendí sin conocerlo, me siento orgullosa de los hombres.

Cuando me veo en los ojos del compañero al que amo y por el que me sé infinitamente amada, me siento orgullosa de los hombres.

Cuando sueño en el hijo que me gustaría abrazar un día, me siento orgullosa de los hombres.

Cuando, en las risas y en las lágrimas, me acompañan mis amigos, siempre incondicionales y profundamente humanos, me siento orgullosa de los hombres.

Cuando leo las palabras de esos padres en lucha por el bienestar de sus hijos, dejándose la piel para que una sociedad desquiciada les permita seguir siendo padres, me siento orgullosa de los hombres.

Cuando veo, con los ojos o con la memoria, a las mujeres de mi familia, tan mujeres y tan compañeras, tan fuertes y tan justas, tan sensibles y tan madres, tan buenas… me siento orgullosa de formar parte de su estirpe.

Mientras escribo estas líneas, me siento orgullosa de ser mujer, me avergüenzo de las hembristas. Me siento orgullosa de los hombres, me avergüenzo de los machistas. Me siento orgullosa de la lucha social, me avergüenzo de la justicia. Me siento orgullosa de la igualdad, me avergüenzo de la violencia (del género y número que sea) y me avergüenzo de la mentira y de las escalofriantes estadísticas de falsas denuncias a las que los políticos no se atreven a mirar. También me avergüenzo de los cobardes.Me avergüenzo de algunos hombres y de algunas mujeres. Me siento orgullosa de los hombres y de las mujeres que, más allá de su sexo, son personas que entienden que la bondad es la esencia de ser persona.

3 comentaris:

Edip ha dit...
Un administrador del blog ha eliminat aquest comentari.
Edip ha dit...

Sustituir comentario: le falta una palabra. Gracias. Queda así:

Gracias, Pilar.
De hecho, no somos tan diferentes como creemos. Las circunstancias sí que son diferentes.
Como ahora la propaganda tendenciosa contra los hombres.
Por ejemplo, cuando se puso de moda publicar los asesinatos de maridos, se decía que las mujeres mataban a los "MALOS MARIDOS". Ver:
http://edipo.info/Genero/MatarMarido.htm
Si se tomaran como referencia los infanticidios, las mujeres serían las campeonas del asesinato:
http://edipo.info/Genero/Infanticidios.htm
O sea, que dependiendo de lo que se diga, del tipo de hechos o delitos que se consideren, quedan mal los hombres o las mujeres.
http://edipo.info

Falsasdenunciasmaltrato ha dit...

Gracias Pilar.
Tus escritos son inspiradores, instan a inspirar profundamente y a sobreponerse, a levantarse con la mente clara y el corazon lleno. Gracias